Restricción del crecimiento fetal

La restricción de crecimiento fetal es a la imposibilidad de expresar el potencial genético de crecimiento del feto. 1,3

Sobre la restricción del crecimiento intrauterino

Una “restricción del crecimiento intrauterino” (RCIU) es cuando un bebé que todavía está dentro del vientre materno no consigue crecer al ritmo esperado para la “edad gestacional”

Por tal motivo es muy importante determinar la edad gestacional, siendo el método más confiable la realización del ultrasonido antes de la semana 20 de embarazo, siendo los parámetros más precisos el cálculo del peso estimado fetal y la circunferencia abdominal. 3

Los bebés afectados por una restricción del crecimiento intrauterino suelen tener bajo peso al nacer. Si el peso del bebé es inferior al percentil 10 para su edad gestacional (lo que significa que el 90% de los bebés de la misma edad gestacional pesan más), al bebé también se le denomina “pequeño para su edad gestacional”.

Es importante saber que no todos los bebés que son pequeños para su edad gestacional presentaban una restricción del crecimiento intrauterino cuando estaban en el vientre materno. Por ejemplo, algunos bebés sanos nacen más pequeños que el promedio simplemente porque sus padres son de baja estatura.

Una clasificación de utilidad para el manejo y seguimiento del padecimiento es la siguiente: 3

  • A) Fetos pequeños para la edad gestacional (PEG), los cuales se encuentran como se explicó previamente en un percentil menor 10 pero mayor a 3, de acuerdo al cálculo del peso estimado fetal, así como una valoración por ultrasonido doppler normal
  • B) Restricción en el crecimiento uterino; la cual presente varias etapas (de la I a la V) de acuerdo a la gravedad y progresión de la patología, diagnosticada a base de estudios diagnóstico, como son: el USG Doppler y el perfil biofísico fetal completo

 CAUSAS

Se han determinado al menos 38 factores de riesgo para RCIU; de los cuales, 45% se asocia a condiciones maternas, 28% con infecciones materno-fetales y el 26% con factores feto-placentarios. 3

En muchos casos, la restricción del crecimiento intrauterino es la consecuencia de un problema que impide que el bebé reciba suficiente oxígeno y/o suficientes nutrientes. Esta falta de nutrientes hace más lento su crecimiento.

Una causa habitual es la insuficiencia placentaria, donde el tejido que administra oxígeno y alimentos al bebé no está correctamente adherido al útero materno o no funciona como debería.

Entre otras causas posibles que pueden ocurrir durante el embarazo, se incluyen las siguientes:

  • Ciertas conductas, como fumar, beber alcohol o consumir drogas, por parte de la futura madre
  • Exposición a infecciones (contagiadas por la madre), como la infección por citomegalovirus, la rubeola, la toxoplasmosis y la sífilis
  • Consumo de determinados medicamentos por parte de la futura madre
  • Hipertensión arterial crónica o estados hipertensivos del embarazo
  • Anomalías congénitas 2

No existe por el momento ninguna medida terapéutica eficaz para la RCIU. La única alternativa de manejo en caso de existir un déficit del  crecimiento fetal debido a la insuficiencia placentaria es la finalización del embarazo en el momento oportuno.

El nacimiento de un feto con RCIU, debe ser en un medio hospitalario, que cuente con personal especializado y recursos materiales disponibles para el manejo neonatal. 3


REFERENCIAS

  1. Revista médica de Chile; versión impresa ISSN 0034-9887. Rev Méd Chile 2007; 135: 436-442
  2. http://kidshealth.org/parent/en_espanol/embarazo/iugr_esp.html
  3. GPC CENETEC “Diagnóstico y tratamiento de la Restricción del crecimiento intrauterino”.